Cuidados de un Coton de Tuléar

El Coton de Tuléar es una raza de perro originaria de Madagascar, conocida por su pelaje blanco y suave como el algodón. Son perros pequeños, amigables y juguetones, ideales para familias con niños y personas mayores. Su personalidad alegre y cariñosa los convierte en excelentes compañeros de vida. Además, son muy inteligentes y fáciles de entrenar, lo que los hace perfectos para realizar actividades como agility o terapia asistida. Son perros muy sociables y se adaptan fácilmente a cualquier entorno, por lo que son ideales para vivir en apartamentos o casas con jardín. Sin duda, el Coton de Tuléar es una raza encantadora que robará tu corazón.

Detalles del Coton de Tuléar

Altura: 15-35 CM
Caracter: Sociable, Inteligente, Activo, Cariñoso
Características : Fino, Alargado, Patas cortas, Orejas largas
Clasificación FCI: Grupo IX
Clima ideal: N/D
Esperanza de vida: 12-14
Entorno ideal: Niños, Pisos, Personas mayores
Peso Medio: 3-10

Origen del perro Coton de Tuléar

Originario de Madagascar, esta raza debe su nombre a la ciudad de Tuléar y su distintivo pelaje blanco, suave al tacto como el algodón. La nobleza local y los piratas europeos inicialmente valoraban a estos pequeños canes tanto por su compañía como por su habilidad para cazar ratas y otros pequeños animales en los barcos. Con el tiempo, su encanto y temperamento cariñoso les ganaron un lugar privilegiado en los hogares así como en los corazones de muchas más personas, extendiendo su popularidad más allá de las fronteras de Madagascar. Considerada una joya nacional, la raza evolucionó aislada hasta el siglo XX, cuando empezaron a ser exportados y reconocidos mundialmente, conservando aún hoy su extraordinaria habilidad para el afecto y la convivencia familiar.

Características del Coton de Tuléar

El Coton de Tuléar se distingue por su pelaje blanco y textura algodonosa, marcado también por una personalidad alegre y cariñosa. Estos caninos de tamaño pequeño exhiben un comportamiento juguetón y son reconocidos por su inteligencia, lo que facilita su entrenamiento en diversas actividades, incluido el agility. Socialmente adaptativos, conviven armoniosamente con niños y ancianos, haciéndolos compañeros ideales en diversos entornos habitacionales, desde apartamentos hasta hogares con espacios abiertos. Su facilidad para integrarse en la familia y formar vínculos afectivos resalta su carácter como mascotas ideales para convivencia familiar.

Deja un comentario